domingo, 2 de marzo de 2014

DOS FORMAS DISTINTAS DE ACERCARSE AL CONOCIMIENTO DEL PASADO: EL MITO Y LA HISTORIA

Os presento algunas perlas del artículo muy didáctico recientemente publicado por el historiador José Álvarez Junco. 

" La lucha por el relato del pasado es la lucha por el liderazgo político (...), es la lucha por la dignidad, tanto de líderes como de instituciones".

" Llamamos mito a un relato fundacional (M. Eliade) que, describe "la actuación ejemplar de unos personajes extraordinarios en un tiempo memorable y lenao" (García Gual). El mito versa sobre las hazañas y penalidades de unos héroes y mártires que son los padres de nuestro linaje. Su conducta encarna los valores que deben regir de manera imperecedera nuestra comunidad. No es historia porque no se basa en hechos documentales. Pero de ningún modo es un mero relato de ficción, al servicio del entretenimiento (...); responde, por el contrario, a una pregunta existencial (Lévi-Straus): narra la cración del mundo, el origen de la vida o la explicación de la muerte. Está basado en oposiciones binarias (...). Expresa deseos (...), perversiones y temores e intenta reconciliar esos polos opuestos para paliar nuestra angustia. El mito es (...) un "asidero existencial", algo que explica el sentido de la vida y de la muerte. No es, en modo alguno, inocuo. Está cargado de símbolos, de palabras y acciones llenas de significado (...).

" La Historia, como rama del conocimiento, no como mera sucesión de hechos, es un género radicalmente diferente. Porque es un saber sobre el pasado; quiere estar regida por la objetividad, alcanzar el status de ciencia (...). Nunca será una ciencia dura, comparable a la Biología o a la Química, ni tendrá el rigor lógico de las matemáticas; ante todo, porque se basa en datos interpretables de origen subjetivo normalmente; pero, además, porque en su confección misma tiene mucho de narrativa, de artificio literario (Hayden White).Quiere ser, sin embargo, una narrativa veraz, basada en pruebas documentales que se interpretan a la luz de un esquema racional (...).

" El mito no busca ni aparenta buscar un conocimiento contrastado de los hechos pretéritos. Su objetivo es dar lecciones morales, ser vehículo portador de los valores que vertebran la comunidad (...).

Para leer el artículo completo:

MEMORIA E HISTORIA

" (...) la memoria histórica es larga y plural; la historia es una sucesión de presentes que van generando representaciones y relatos distintos de su pasado; los intentos de secuestro de Clío han sido múltiples a lo largo del tiempo; la presunta memoria histórica es necesariamente cambiante, parcial y selectiva (...).
(...) La Historia de España nos la planteamos como la suma de relatos construidos a través de la pluralidad de memorias (...).

Ricardo García Cárcel