martes, 4 de marzo de 2014

PROCEDIMIENTO PARA COMENTAR UNA IMAGEN HISTÓRICA (I)

Los documentos iconográficos (fotografías, grabados, pintura, caricaturas, carteles, etc. son una fuente importante para el conocimiento y el estudio de los hechos históricos. Han sido creados, generalmente, con la intención de comunicar algún mensaje. Las funciones pueden ser diversas: informativa (grabado o fotografía de reportaje), persuasiva (carteles propagandísticos o publicidad comercial), educativa (ilustraciones que acompañan a los textos), entretenimiento (imágenes ornamentales o decorativas), etc.
La técnica del comentario de imágenes requiere rigor y claridad en el análisis, precisión en la aplicación de los conocimientos sobre el tema y sentido crítico.  Los principales documentos iconográficos son:
- La fotografía de prensa, que abarca desde las típicas instantáneas (de guerra, manifestaciones…) hasta las fotografías sobre la vida cotidiana, las oficiales, etc..
- La pintura histórica, que puede ser realista, como un retrato oficial; épica, porque idealiza los hechos históricos; y por último, la pintura que representan escenas cotidianas. Tiene importancia también los grabados, que normalmente tienden a reflejar  aspectos sociales  de  un determinado momento.
- El cartel político, que pretende exaltar los méritos de un dirigente, de un partido, de un régimen político o de un gobierno.


- La caricatura, que es una representación voluntariamente deformada de la realidad, de un personaje o de una situación. .En el siglo XVIII, la ausencia de documentos fotográficos hace que el estudio de las pinturas y los grabados sea esencial para poder analizar y visualizar aspectos de la vida cotidiana.
a) Observación y presentación
En el caso de una imagen, obtener información a través de una observación en profundidad de la misma, partiendo de lo general y llegando a lo particular, analizando los distintos planos de la misma. Describir las escenas de los diferentes planos (desde los más próximos a los más lejanos).
- Observación detenida de la obra
- Tipo de obra, autor, lugar y cronología: ¿De qué documento iconográfico se trata? (cuadro, cartel, fotografía, grabado, dibujo, caricatura, portada de prensa, anuncio…); Identificar al autor o autores (si son conocidos); fecha,  lugar de publicación (si se conoce) y época. Características técnicas (color, tamaño…).
- Tema: ¿A qué tema hacen referencia? (político, económico, social, religioso o varios a la vez); valor del tema dentro de la obra. ¿Qué finalidad tiene? (estilo y movimiento pictórico al que pertenece).
b) Descripción y análisis
- Descripción y análisis de personajes (personas, animales), objetos, escenario o paisaje, texto (si lo hubiese) y otros elementos que nos aporten información.. Analiza si el enfoque es objetivo (refleja los hechos con veracidad y sin juzgarlos) o subjetivo (critica o satiriza como en las caricaturas). Analiza, comparando las diferencias que se pueden observar entre la imagen y otras obras de arte o entre la imagen y la realidad histórica.
c) Contexto histórico e interpretación:
Hay que plantearse que toda imagen nos cuenta algo que ya hemos descrito anteriormente y que nosotros tenemos que explicar los antecedentes que nos han llevado a ese momento y las consecuencias que emanarán del mismo.
- Relacionar la imagen con el proceso histórico al que se refiere (enmarca el documento iconográfico en su contexto histórico).
- Ideología del autor.
- Explicar el mensaje que quiere transmitir en relación al marco histórico y con el tema que refleja.
- Criticar la imagen en relación con el tema correspondiente (autenticidad, exactitud, interpretaciones, posibles errores…).
 d) Valoración
- Significado histórico del valor de la fuente iconográfica.
- Qué nos aporta para el conocimiento de la época.

MEMORIA E HISTORIA

" (...) la memoria histórica es larga y plural; la historia es una sucesión de presentes que van generando representaciones y relatos distintos de su pasado; los intentos de secuestro de Clío han sido múltiples a lo largo del tiempo; la presunta memoria histórica es necesariamente cambiante, parcial y selectiva (...).
(...) La Historia de España nos la planteamos como la suma de relatos construidos a través de la pluralidad de memorias (...).

Ricardo García Cárcel